Una tesis fiscal sería que la diablada policial fue fachada de una organización criminal.Una tesis fiscal sería que la diablada policial fue fachada de una organización criminal.

Documentos a los que accedimos, agravan la racha de la Asociación Cultural Incomparables Gran Diablada Amigos de la Policía Nacional del Perú, ya que está en la mira de la Fiscalía del Crimen Organizado.

No sería una inofensiva agrupación compuesta por el 90% de personal civil y apenas el 10% de alumnos de la Policía, dado que quienes integraron su directiva son sinuosos policías en actividad, supuestamente asociados a la gran estafa piramidal que timó a miles con el cuento de pagar el 10% de interés mensual.

El fiscal Julio César Mamani Chura, solicitó información de esta organización a diversas notarías en el marco de la investigación que se le sigue a la red piramidal Pro & Pro, liderada por César Flores Ccopa, quien estafó a miles de personas con el cuento de multiplicar fondos de capital a cambio del 15 % del monto total invertido. Como parte de esta organización criminal se investiga a más de 200 personas.

LA FUNDACIÓN

Dicho representante del Ministerio Público ha solicitado la escritura pública de la “Asociación Cultural la Incomparable Gran Diablada Amigos de Policía Nacional”, porque entre sus socios fundadores se encuentra Adger Ronald Patricio Aguilar y otros policías que también fueron parte de la organización de César Flores. En otras palabras, la “Diablada de la PNP” tiene entre sus filas a personajes cuestionados con pasado dudoso y cuestionado.

¿Quién es Patricio?

Según la Fiscalía de Crimen organizado de Puno, Patricio Aguilar, es un policía que sería clave dentro de la organización de César Flores Ccopa. Habría sido el principal ‘jalador’ para que varias personas depositaran dinero en la organización que montó César Flores Ccopa. A los afectados hasta ahora no se les devuelven su dinero, a pesar de marchas y reclamos públicos.

ORGANIGRAMA

Fuentes policiales y fiscales señalaron que Adger Ronald, fue seguridad de Cesar Flores. Sin Fronteras accedió a un organigrama que está en manos de la Fiscalía de Crimen Organizado. En el documento se puede advertir que en su condición de presunto ‘jalador’ se hizo de jugosos ingresos. Ese papel la habría realizado en alianza con sus familiares más cercanos.

SOCIO FUNDADOR

Cuando la Fiscalía solicitó información de Patricio Aguilar, detectó que integraba la plana fundadora de la Diablada Amigos de la Policía Nacional. Ello prueba que es falso que esta organización está integrada por civiles. Según los libros constitutivos, aparecen como fundadores policías, padres de efectivos policiales y esposas de policías. Varios de ellos, formaron parte de la organización de César Flores Ccopa, en su condición de jaladores.

Patricio Aguilar, dentro de dicha organización policial, entre 2013 y 2014, habría tenido el cargo de secretario de actas y archivos, cuando se instaló el primer consejo directivo de dicha agrupación folclórica.

Otra tesis de la investigación fiscal, es que presuntamente la organización de César Flores, habría financiado a la Diablada Amigos de la Policía Nacional, a través de varios policías y nada sería casual.

La Fiscalía sospecha que César Flores tejió una red de policías que hacían el papel de jaladores y personal de seguridad y parte del dinero lo invertía en proyectos culturales e inmobiliarios. El propósito de César Flores, era tener protección policial a todo nivel.

OBLIGADOS…

La Asociación Cultural Incomparables Gran Diablada Amigos de la Policía Nacional del Perú, tuvo sobradas razones para retirarse del LVIII Concurso de danzas en trajes de luces en honor a la Virgen de la Candelaria 2024, que se desarrolla mañana en el estadio Enrique Torres Belón.

Su declinación fue en principio por las bulliciosas protestas que efectuaron los deudos y víctimas de los asesinatos a balazos por parte de la Policía Nacional del Perú (PNP), en Juliaca, Macusani e Ilave. A ello se sumó el exhorto que hicieron diversas autoridades civiles, recomendando que no dancen porque “las heridas todavía están abiertas” y podrían exponerse a ser pifiados o atacados en el trayecto de la parada folklórica que supera los 3 kilómetros.

Esta agrupación folklórica, además del rechazo público, fracasó en su intento de solicitar garantías ante la Prefectura, pues esta no se la dio porque no se ciñeron al trámite regular.

Comentarios de Facebook

También te puede interesar

Arequipa: madre de familia denuncia que varón intentó secuestrar a su hijo

Arequipa. Una madre de familia denunció que un