Padre de la víctima exige cadena perpetua.Padre de la víctima exige cadena perpetua.

El Juzgado Penal Colegiado Supraprovincial de San Román sentenció a 27 años de cárcel a Temis Alfredo Narváez Riquelme (23), por el delito de feminicidio.

Tras las investigaciones y evidencias se comprobó que Temis Alfredo, en diciembre de 2021 ultimó con brutalidad y crueldad a su excompañera de colegio y joven madre de familia Yeni Málaga Choquehuanca, quien en ese momento tenía 23 años.

Según las investigaciones del Ministerio Público, aquel 17 de diciembre, Yeni salió con sus amigas e ingresaron a la discoteca “Frozen” del barrio Cerro Colorado del distrito de Macusani (Carabaya). Desafortunadamente, sin planificarlo ahí se encontró con su verdugo Temis Alfredo, quien ingería licor.

Ambos grupos se reunieron sin predecir que esa noche acabaría en un hecho sangriento. Luego, la víctima y su asesino se trasladan a la discoteca “Capullo” en donde continuaron libando.

Según los videos que consiguió la familia, Yeni, a las 2:07 de la madrugada del 18 de diciembre, se la ve por última vez con vida, en compañía de Alfredo Narváez quien le jala del brazo y la ingresa a la casa de sus padres.

La joven madre no volvió a salir del inmueble. A las 2:46 Alfredo sale de la casa, y junto a su amigo Juan Choquehuanca regresa a la escena a las 3:32. Es así que a las 3:41 ambos jóvenes se van de la casa.

De acuerdo al sustento del Ministerio Público, para deshacerse del cadáver de Yeni, el criminal usó la camioneta de placa ZIU-891 para trasladar el cuerpo semidesnudo y dejarlo dentro de la capilla del “Señor de Oquepuño” del distrito de Macusani, al costado de las velas.

Al inicio pensaban que la víctima fue usada como un ritual o “pagachi”, o probablemente Alfredo quería que piensen eso para desviar las investigaciones.

Tras la necropsia, el médico legista determinó que la víctima murió producto de los brutales golpes que la víctima recibió en la cabeza, pues tenía fractura de cráneo, y moretones en todo el cuerpo. El padre, de la víctima, Franklin Málaga, no quedó conforme e insiste con exigir cadena perpetua, ya que Alfredo Narváez no pidió perdón ni mostró arrepentimiento.

Comentarios de Facebook

También te puede interesar

Arequipa: madre de familia denuncia que varón intentó secuestrar a su hijo

Arequipa. Una madre de familia denunció que un