Serenos de José Luis Bustamante y Rivero auxiliaron al alumno de 17 años.Serenos de José Luis Bustamante y Rivero auxiliaron al alumno de 17 años.

¿Broma o crueldad? Un menor de 17 años tuvo que ser internado en el hospital Honorio Delgado debido a que tenía incrustado un lapicero en la región del perineo, que está situada entre el ano y los testículos. Uno de sus compañeros de aula habría sido quien provocó el incidente.

Cerca a la 1 de la tarde de ayer, los serenos de la municipalidad distrital de José Luis Bustamante y Rivero se dirigieron hasta el colegio Jorge Basadre Grohmann, ubicado en dicha jurisdicción, para auxiliar al menor de iniciales A.G.O. (17) debido a que tenía
clavado un lapicero.

De forma preliminar, se conoció que uno de sus compañeros de quinto de secundaria, segundos antes de que la víctima se siente, colocó un lapicero parado en su carpeta, provocando que al momento de sentarse el objeto se introdujera en el perineo.

Médicos del hospital indicaron que tras estabilizar al menor iban a operarlo para retirarle el cuerpo extraño, que pudo causar un daño mayor.

«Casi 7 centímetros del lapicero se introdujeron en una zona que está entre el recto y el escroto. No es de gravedad, pero necesita una pequeña operación», dijo el galeno.

El caso podría ser denunciado y el autor de la broma sería investigado por el presunto delito de lesiones culposas.

Comentarios de Facebook

También te puede interesar

Torneo Apertura: Melgar goleó 4-1 a Sport Huancayo

El partido entre el Melgar y su par de Sport Huancayo correspondió