Luego de que los tenientes gobernadores del distrito de Pusi (Huancané), amenazaran con pernoctar en las calles de Puno hasta lograr la destitución del subprefecto distrital, Hernán García Mamani, se desarrolló una mesa de diálogo con la prefecta regional de Puno, Kateryn Guerra Marón.

Los tenientes gobernadores informaron que en reiteradas oportunidades solicitaron a la Prefectura Regional el cambio del subprefecto distrital, debido a que habría cometido faltas administrativas y no tendría aceptación de las autoridades comunales, pero no fueron escuchados. Ellos mostraron documentos ingresados de fechas 20 de marzo, 21 de marzo, con un reiterativo el 4 de julio.

En respuesta, la prefecta regional dijo que dicho pedido fue trasladado a la Dirección General de Gobierno Interior – DGIN, en fechas 5 de abril y 26 de junio. En tanto, para que el pedido de los tenientes sea escuchado, se logró una comunicación vía teléfono con el director de la DGIN, quien se comprometió entre hoy o mañana emitir una respuesta, vía resolución, respecto a la destitución de García Mamani.

Cabe precisar que dicho diálogo fue posible bajo la intermediación de la Defensoría del Pueblo.

Comentarios de Facebook

También te puede interesar

Puno: Suspenden castigo al Binacional y espera reprogramación de sus 2 partidos

El pasado 19 de julio, el Tribunal de