Inesperada muerte. El padre de familia identificado como Juan Adolfo Cruz Cali (36), falleció la noche del jueves tras impactar con piedras y llantas quemadas que supuestamente los manifestantes dejaron en la carretera de Canchi Grande, del distrito de Caracoto (San Román).

El fallecido deja huérfanos de padre a sus dos hijos menores de 9 y 15 años de edad. Él era natural de Pusi (Huancané), y tenía pocos días de haberse mudado a su nuevo hogar en Canchi Grande.

ACCIDENTE

Según información preliminar, el accidente mortal sucedió cuando la víctima, albañil de oficio, regresaba a casa tras su jornada laboral en Juliaca.

Al llegar a Canchi Grande, chocó violentamente contra los escombros de piedras que bloqueaban la trocha carrozable, lo que provocó su caída y posterior fallecimiento.

MUERTE

De acuerdo al peritaje policial, tras el choque contra una de las rocas el albañil salió disparado por el aire y tras caer al suelo se lastimó la cabeza y murió en el acto.

Don Adolfo estaba a unos metros de llegar a casa pero lastimosamente la muerte lo esperaba en el trayecto.

ÚLTIMA LLAMADA

La última comunicación telefónica fue con su esposa para avisarle que estaba camino a casa y que por favor lo esperen para cenar.

EL DOLOR

A la escena llegaron los familiares del albañil protagonizando escenas desgarradoras. Su padre se arrodilló al costado del cadáver y lloró lamentando el por qué dejaron la vía bloqueada de piedras.

Tras las diligencias el cuerpo del obrero fue trasladado a la morgue de Medicina Legal y posteriormente fue entregado a los familiares para que le den cristiana sepultura.

Comentarios de Facebook

También te puede interesar

Puno: Personas con habilidades diferentes realizan feria de emprendedores

Con la participación del responsable de OMAPED, Wilber